Reflexiones Criticas. Despiértate conmigo
<

De lo conocido a lo desconocido.

¿Que conozco/se yo y que no conozco/se?
En la evolución de la consciencia se ha desplegado sobre el ser humano la capacidad de la autoconciencia; darse cuenta de si como ser separado de la naturaleza. La auto- conciencia implica ser consciente de que existe una consciencia universal que nos une a todos y que es todo: Naturaleza-Universo. Con esta capacidad de diferenciarse de la naturaleza el ser humano ha avanzado un paso más que los animales ya que es capaz no solo de operar instintivamente con la naturaleza sino sobre ella con la posibilitad de poder mejorarla.
El ser humano en su evolución al adquirir la “capacidad” (entre comillas porque a lo mejor no es una capacidad sino una desgracia) de “darse cuenta” de si y del entorno no ha conocido sino ha entrado en un espectro de desconocimiento y confusión ya que darse cuenta de si implica dos seres uno que se da cuenta y el que esta contado.¿ Quien se da cuenta y quien es el contado?

Esta pregunta es importantisima ya que si tu puedes darte cuenta de la consciencia misma que es el universo/naturaleza es que eres diferente a ella o incluso por encima, cosa que no puede suceder al revés; por ejemplo un animal o cualquier cosa que forma parte de la naturaleza siendo tu otro y no la naturaleza misma, debería dicho ser natural darse cuenta de ello – de que tu eres otro-. Como no es posible y no se ha averiguado esto aún, el ser humano que se da cuenta de la consciencia de la naturaleza piensa que esta por encima de ella incluso con la capacidad de modificarla y mejorarla. Y es lo que esta haciendo actualmente intentado mejorarla, representarla y modificarla.

¿La pregunta fundamental es si realmente el que se ha dado cuenta de si ha conocido o a desconocido?

Veamos que sucede desde un punto de vista de separacion de la naturaleza y que sucede desde un punto de unificación con ella. Desde lo conocido y desde lo desconocido ya que si me separo de ella (naturaleza/consciencia) desconozco y si me uno a ella conozco. Porque los animales y cualquier ser vivo del planeta al parecer que no tienen nuestra “capacidad” evolutiva de darse cuenta parece que saben/conocen incluso con mayor certeza que nosotros sobre que hacer y están más pacíficamente sentados. A esto el que no sabe/o sabe lo ha llamado instinto natural: la naturaleza misma en su propio funcionamiento. Esto nos indica que los animales siendo naturales, obviamente ( ya que hay animales ya no naturales como el perro y el gato que están domesticados) conocen y saben que hacer pero no saben quien son. El ser humano “aquel que se ha dado cuenta” desde ese mismo momento hasta ahora parece ser que tiene claro quien es y que hacer.

Voy a poner en duda si realmente “darse cuenta” ha sido una capacidad de mejora o no ha sabido darse cuenta realmente y si el ser humano que se ha dado cuenta realmente se ha dado cuenta o se ha perdido en lo desconocido y sigue igual pero con una cosa diferente: la “ensoñación profunda”= estar dormido, como consideramos nosotros mismos a un animal que no se ha dado cuenta. Osea la pregunta es: ¿El ser humano realmente es diferente del animal o es igual pero con una capacidad de imaginación mayor que el?

En primer lugar ¿que inteligencia o quien le asegura “al se humano” que el sabe, se conoce y que tiene la capacidad de modificar la naturaleza misma?. El mismo ha llegado a esa conclusión y actúa concorde a ella desde hace siglos.
Hay varias preguntas importantes en juego ya que dependiendo de que respuesta se da, el rumbo de la humanidad cambia de dirección, enfoque, cualidad y existencia. ¿Quien puede responder a estas preguntas y demostrar cientificamente cual es la verdad?, ya que el ser humano mismo en su estado actual como vemos no sabemos si puede responder a la pregunta ya que no depende de su conocimiento adquirido desde que se ha dado cuenta sino de la aproximación suya como ser existencia con la verdad. Es decir responder a las preguntas no depende del conocimiento que se tenga sobre ello, ya que dicho conocimiento es proveniente de otros que a su vez se lo inventaron o lo experimentaron en su mayor o menor medida, por tanto no es valido.

La cualidad indispensable para responder a las preguntas grandes es que el ser humano se de cuenta de verdad y no que así lo crea el. Siendo que no hay otro ser capaz de responder a dichas preguntas más que el ser humano, que sepamos nosotros lógicamente.

Darse cuenta implica saber la verdad, ser uno con la verdad. Saber sobre la verdad te hace uno con ella no te separa. Es como si yo se que la tierra, las plantas y los animales tienen unos compuestos químicos y que también esos seres vivos mas avanzados como los tigres y elefantes tienen unas cualidades psicológicas y que todo ello en su conjunto esta también dentro de mi. Por tanto esa misma verdad estudiada científicamente nos unifica a nosotros como seres humanos y a la naturaleza misma, no nos separa. La verdad siempre nos unifica con la naturaleza y no al revés.
En lo que parece que nos separa es en el saber de si y no en el ser.

Es decir el ser humano piensa que sabe más que todos los seres del planeta y le da la falsa sensación de que al “saber quién es” (entre comillas porque no sabe quién es realmente) , le otorga el poder de ser y HACER- EN MAYUSCULAS más que el resto de los seres vivos.

Y me anticipo a decir antes de analizar esto que los hechos actuales demuestran que el ser humano no hace ni es más que los animales ya que dicho poder o cualidad se observa en la calidad de vida. Es decir el ser humano, ha creado y recreado millones de modelos de vida, miles de instrumentos y medios para vivir y también miles y miles de entornos diferentes de expresión de su misma naturaleza. Pero dichas cantidades de cosas y formas no le proporciona a ninguno de ellos la felicidad que anhela. No es necesario dar ejemplo de cómo el ser humano anhela la felicidad y descubrir la verdad y que para llegar a ello ha creado y recreado millones de cosas e instrumentos. Básicamente lo que hace más a menudo sino siempre es utilizarse a el mismo como instrumento para llegar a una supuesta felicidad que o bien la anhela profundamente o bien cada uno se la crea para sí mismo en diferentes modos.

Una completa locura que esta desde hace siglos y seguirá sino nos detenemos aquí al menos para dejar de seguir con la inercia del sufrimiento. Porque utilizarse a uno mismo implica gastar: recursos naturales ( ya que estamos unidos a la naturaleza y ella nos da alimentos), energía diaria física y mental para poder percibir y utilizar el entorno que nos rodea. Todo esto implica gastar energía y recursos sin saber hacia dónde vamos y además no lo hacemos alegres sino con prisas y sufrimiento. El ser humano occidental/moderno o el llamado civilizado en su mayoría vive en un ensueño de sufrimiento pensando que esa es la realidad.

Bien veamos a ver porque el ser humano no sabe quién es o si realmente es verdad que sabe quién es.
Todos y cada uno de nosotros que estamos en esta tierra tenemos en nuestro interior un hilo conductor universal que va en ciclos y en rueda: LA CONSCIENCIA.

¿Cómo se yo esto? Porque desde hace siglos, no ahora, como el movimiento mismo de la consciencia va en constante movimiento, nos ha dado la capacidad de ser conscientes de la consciencia misma y eso nos otroga el poder de experimentar y observar cada uno de nosotros de que es así. Hay una consciencia dentro de ti que te une a todo lo que existe siendo esa consciencia el universo mismo.

No es una conclusión “mia” como sujeto pensador sino es la misma consciencia la que habla y piensa. Tú lector que lees ahora, date cuenta de que eres consciente de que lees y que puedes ser consciente al mismo tiempo de la misma consciencia que te dio esa capacidad de darte cuenta.

Seguramente has tenido dificultad de darte cuenta de la consciencia, del que pregunta, del que observa, del testigo. Ya que tu no eres el que se da cuenta sino el contado mismo.

Con este simple y practico ejercicio se demuestra claramente de que tu y yo y cualquiera de este planeta es capaz de darse cuenta de las cosas pero no de si mismo, de la consciencia que le ha otorgado esa capacidad.
Esto nos indica que no sabemos quiénes somos. El que dice que sabe quién es solo indica la falsa percibilidad de la realidad que el mismo ha creado al no saber quien es. Es simple y completamente verdadero.

Yo como sujeto que me considero separado de la naturaleza/consciencia no me conozco en realidad, porque ese conocimiento no es verdadero sino una mera interpretación mental que me han asignado o que he ido acumulando. ¿Porque no es verdadero? ¿Quién dice que no es asi? El experimento mismo que acabas de hacer.

Date cuenta de que puedes ver que no eres el que tú piensas que eres ya que puedes pensar sobre ti. Es decir, quien piensa sobre si es que el que piensa no es lo pensado sino el que piensa. Un animal o cualquier ser del planeta tierra está comprobado que puede pensar, no como nosotros sino en imágenes o incluso en conceptos ( al reaccionar cuando lo llamas por su nombre) y que demuestra que no es capaz de pensar sobre el pensamiento mismo, llamado pensamiento formal operacional por “los estudiosos científico” ( están entre comillas porque no son más que tu sino que tienen más acumulación de palabras y teorías en su mente que tú) y en cambio nosotros si tenemos esa capacidad de darnos cuenta de que tenemos un pensamiento y podemos pensar sobre él. La evolución de la consciencia nos ha proporcionado esa capacidad ya que nosotros como seres bio-organicos estamos ciertamente más evolucionados que cualquier ser de la naturaleza y esa misma evolución nos otorga el llamado biocomputador que es nuestro cerebro que piensa.

Muchos animales vienen dotados de un biocomputador/ cerebro que piensa: percibe, registra y se comunica con el entorno, pero no todos son capaces de darse cuenta de que lo tienen. Por tanto esa simple evolución te otorga más consciencia que un animal no el que considera la humanidad: que el ser humano es capaz registrar, percibir y comunicar más que cualquier otro ser sino simplemente estas más despierto que el, tienes más luz, te das más cuenta, eres más evolucionado en consciencia.

Expliquemos esto para que no se malentienda.

El ser humano al tener más consciencia que los animales y estar evolutivamente más dotado en lo que concierne al biocomputador/cerebro piensa que es superior a él en todo los niveles y que esa misma superioridad le da saber y poder sobre él mismo y la naturaleza. Por eso ha sido y es el mayor cazador y consumidor del planeta.
Volviendo al experimento anterior , el que se da cuenta de las cosas es tu biocomputador/cerebro que tiene grandes conocimientos ya dentro de si sobre el mundo que le rodea y sobre si y no tú.
Es decir tú posees el cerebro pero no eres el. Posees un cerebro que es capaz de pensar por si solo sobre las cosas al igual que cualquier otro ser natural avanzado pero no eres lo que el cerebro piensa que eres.

¡!!!Esto es importante!!!!.

Antes te he dicho que te des cuenta que lees y que al mismo tiempo te des cuenta de quien se da cuenta. No has podido darte cuenta de tu Yo real que eres, sin embargo te has dado cuenta de que puedes leer, ver, escuchar, tocar, sentir y entender. Es decir tienes todos estos 6 sentidos pero no eres ninguno de ellos, los utiliza tu cerebro y tú para vivir en el mundo.

Ahora mismo puedes ser consciente de cualquiera de los sentidos que tienes por separado o dos o tres como máximo a la vez, pero no todos al mismo tiempo y tampoco del que se da cuenta.
¿Porque es asi? Entender y experimentar esto es de grandísima importancia porque esto es lo que te hace ser diferente de un animal, pero no mejor o peor sino en la evolución misma de la consciencia, y lo que te conduce a la verdad sobre ti y las cosas.

Una vez experimentas lo que te he dicho entenderás directamente de que no eres ninguno de los sentidos y ni siquiera el entendimiento mismo, eres aquello que cuando se te lo ha pedido que lo hagas no has podido darte cuenta ni por un segundo. Eres el contado, el pensador, la consciencia misma que tú en este mismo estado actualmente no puedes darte cuenta de ello.

Es decir ahora mismo no puedes darte cuenta de quién eres, ni tu ni nadie. Esto responde a una de las preguntas iniciales: tú no sabes y desconoces quien eres.

Repito el que piensa que sabe quién es en realidad no lo sabe porque no se ha dado cuenta del pensador autentico sino más bien de datos que ha ido inventándose el cerebro registrador con datos sobre sí imaginarios. Darse cuenta de ti mismo/ conocerse implica ser la consciencia misma que es la raíz de todo lo que nos une. Ser uno con el universo, ser las plantas, los animales, las estrellas y los árboles, serlo todo y nada al mismo tiempo.

Es decir conocerse no es utilizar la mente que piensa para decir y ver lo que es sino experimentarlo directamente. Verse a sí mismos directamente y no a través del espejo que es la mente. El cerbro/biocomputador que se mueve dentro de sí, ya que recibe energia de la consciencia misma en forma de alimentos físicos (proteínas), y es capaz de moverse produce la mente pensante. La cuestión es que tu utilizas constantemente tu mente para conocerte y no es posible de ese modo ya que tú no eres el cerebro, y lo que consigues constantemente es solo lo que el cerebro es capaz de percibir.
No es necesario datos científicos o escuchar esto de científicos o iluminados sino experimentarlo tú mismo ahora. Es decir lo que acabamos de realizar, darnos cuenta de quien se da cuenta vemos que hay dos seres por así decirlo: uno que se da cuenta y otro que es el contado. ¿Quién es el verdadero? ¿Quién eres tú?

¿Eres el cerebro pensante o el que piensa sobre el pensamiento mismo y del que no podemos darnos cuenta ahora?. Con darnos cuenta me refiero a : observarte, verte, sentirte y saber que eres tú.
No puedes responder a esta pregunta porque aún no te conoces y cualquier cosa que digas sobre lo que eres no será más que meras interpretaciones, ¿Cómo sino vas a responder a esta pregunta sino te has conocido? Lo más natural es quedarse callado y en silencio, al igual que pasa cuando nos preguntamos ¿Quién soy? He dicho que lo más natural es que nos quedemos en silencio porque cuando vemos claramente que no somos nada de las ideas que pensamos que somos sino que no lo sabemos. Sentir de verdad que no sabes nada sobre ti.

¿Cómo se yo como sujeto que no me conozco a mí mismo que cuando te conoces implica todo ese conocimiento del que mencionaba anteriormente?
Hay muchos seres que se han conocido y que ya se conocen y cobran el nombre de iluminado, sabios, místicos, científicos internos. Ha habido pocos desde que conocemos la historia, por ejemplo : jesus, budha, mahadirah, Lao Tse y Krishnamurti, Gurhieff y Osho los más recientes, y muchos más que no se conocen ya que se han dado cuenta de la ilusioridad del sistema creado por el desconocimiento que tiene uno de si y ha preferido desconectar de él.

Por tanto tú mismo, volviendo a la pregunta fundamental de si el hombre ha conocido o no, puedes responder y con clara convicción de que no ha conocido nada, absolutamente nada de si y en cambio mucho o demasiado sobre el entorno.
Cuando hablo del hombre, me refiero tanto a lo masculino que lo femenino y en especial a aquel que aún está dormido en su mente. Del que no se ha conocido realmente y ya hemos visto y puedes comprobarlo por ti mismo con cualquiera que quieras que ninguno es capaz de darse cuenta de si o de la consciencia misma.

En este umbral de desconocimiento, el hombre sigue utilizando su mente registradora para ser y hacer cosas que no tienen mucho que ver con el primer y el propósito fundamental: Conocerse a sí mismo y existir.
Ahora mismo si preguntas a las personas si se conocen te responderán con datos de la mayoría conceptuales y de objetos pero no pueden responderte con la verdad, no solo porque no se puede responder, porque tú lo eres todo y porque no te entendería y además te tomaría por loco y extraño, y a la suma con la fuerte convicción de que saben quién son y que tú te has vuelto loco.

Paso a paso el hombre va de un desconocimiento profundo de si hacia una dirección desconocida consumiéndose a sí mismo y a lo que encuentra por su camino. Esta fuerte sensación de desconocimiento es disminuida en gran parte por sus interpretaciones y ensoñaciones que ha ido inventando para sentir que sabe y que conoce.
El paso de lo conocido a lo desconocido siempre nos ha inquietado. Desde el primer momento en el que no pudimos responder a la pregunta de ¿quién somos? Hemos ido creando teorías al respecto y actuado conforme a ellas destruyendo todo a nuestro paso.

En lo más profundo de cualquier ser humano hay un anhelo de despertar, de saber quién es y al mismo tiempo se encuentra un profundo malestar respecto a lo que hay y se encuentra en el camino. Ningún ser humano no es feliz tanto como lo son los animales y otros seres. Incluso los llamados “locos” – discapacitados mentales son más felices que nosotros ya que dicha ignorancia o incapacidad de utilizar su mente adecuadamente les proporciona relajación y paz interior.

octubre 8th, 2011 at 9:19


One Response to “Extractos del libro: Siembra tu semilla (borrador)”
  1. 1
      Francine says:

    Un texto muy bueno para reflexionar … conforme lo lees sientes como te despiertas …

    Tengo ganas de leer el libro.

    Felicitaciones por tu tiempo, dedicación y amor en esta importante obra.

    Un abrazo cariño, Equireto.

 


¡IMPORTANTE! Responde a la pregunta: ¿Cuál es el valor de 11 2 ?